Lo que el verano nos puede ensenar sobre la vida simplificada

¡El verano ya casi está aquí! Si tienes hijos, la escuela ya está fuera o está a punto de salir, y realmente no puedes evitar quedarte atrapado en la emoción de las “vacaciones de verano”, incluso si realmente no estás obteniendo uno. Las temperaturas son más cálidas, las vacaciones se están planificando y las vibraciones de todos se están calmando un poco más.

O tal vez el verano tiene un sentimiento completamente diferente para ti. Tal vez te estás dando cuenta de que ya estás a mitad del año y está empezando a sentir el peso de los objetivos que parecen tan fuera de tu alcance. Tal vez la vida simplemente nunca parezca que va más despacio para ti, y ahora que los niños están en casa, tienes menos tiempo para parar y respirar.

¿Recuerdas cuando el verano era simple? ¿Recuerdas cuando la vida era simple? A principios de año, Marie Kondo fue el centro de casi todas las conversaciones casuales y en el filtro de Netflix. ¿Quién no quiere encontrar más alegría en su vida, especialmente si eso significa deshacerse del desorden físico en tu vida? ¿Pero por qué parar en el desorden físico?

Este mes, queremos entrarle al tema de dos-filos de simplificar tu vida para una vida intencionalmente. Un bocado, ¿verdad? Pero una práctica tan poderosa que pagará por sí misma cuando todo esté dicho y hecho. La “simplicidad” suena bien en teoría, pero cuando llega el momento de comprometernos realmente, ¿por qué tantos de nosotros estamos confundidos o asustados para apretar el gatillo?

“Para nosotros, el motivo de satisfacción es el testimonio de nuestra conciencia: Nos hemos comportado en el mundo, y especialmente entre ustedes, con la santidad y sinceridad que vienen de Dios. Nuestra conducta no se ha ajustado a la sabiduría humana, sino a la gracia de Dios.” 

2 Corintios 1:12

Vivir simplemente es vivir intencionalmente, pero debemos creer en la intención de nuestras vidas para poder vivir nuestras vidas más simples. ¡Sabemos, nuestras cabezas también están doliendo un poco! Sin embargo, este mes esperamos ayudarles a cada uno de ustedes a leer esto a aprender cómo llegar a las raíces de tu vida y comenzar a construir tu vida para que te fortalezca y te brinda la libertad de vivir en lugar de sobrevivir cada día.

A medida que siguas con nuestra discusión este mes, mantén tu mente abierta a lo que se puede poner en la “lista simplificada”. Y mantén tu corazón abierto para que Dios te aclare el camino a la vida más intencional. Una vez más, será un proceso complicado, pero al final de este proceso, es posible que te encuentres recapturando ese “sentimiento de verano” durante todo el año.